La corrosión es un proceso electroquímico, se inicia cuando la humedad (electrolito)esta presente  sobre la superficie de un metal.

De acuerdo con el diagrama, los electrones ingresan a través del electrolito, a partir de áreas del metal de alta energía (cátodo) y vuelven a el a través de áreas de baja energía (ánodo).

Los inhibidores volátiles de corrosión forman una clase de compuestos químicos cuyos ingredientes poseen energía suficiente o presión de vapor para liberar sus moléculas hacia el aire. La presencia de VCI neutraliza el efecto corrosivo del electrolito.

Los inhibidores volátiles de corrosión se encuentran en diferentes formulas químicas y efectividad, presentando simultáneamente tres puntos en común:

 

1) El sistema requiere una envoltura para permitir la formación de una atmósfera relativamente rica en moléculas de VCI.
2) Las moléculas VCI contenidas en la envoltura se equilibran eventualmente con las moléculas depositadas sobre todas las superficies, incluso sobre las superficies metálicas cubiertas por la envoltura.
3) La efectividad de diferentes VCIs varia extensivamente dependiendo de la naturaleza química del sistema inhibidor y de la fuente que libera VCI, ya sea un sistema emisor VCI puntual (cápsula, tableta, pastilla) o formas más difusas como films de polietileno VCI, donde el material VCI se distribuye alrededor del objeto que tiene que ser protegido.